Cómo evitar lesiones en elíptica

      Comentarios desactivados en Cómo evitar lesiones en elíptica
0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Filament.io 0 Flares ×

Sin duda la elíptica es unos de los aparatos de ejercicios preferidos en los gimnasios e incluso en casa, puesto que es una máquina capaz de reducir el impacto en las articulaciones, aunque muchos detractores quieran asegurar que no. Su buen uso y las posturas correctas harán que evites cualquier tipo de lesión y notes los resultados mucho más rápido.

Todo ejercicio y máquina fitness tiene su complejidad, y como todos si no se hace buen uso de ella, puede ocasionar lesiones muy severas y de por vida. Todo deporte guarda su técnica y ciencia, que si se sigue al pie de la letra podrá rendir más frutos de los que se cree. Para ello, al comenzar, es recomendable acudir a un experto en entrenamiento físico para orientar mejor las dinámicas y como ejecutarlas para sacarle el máximo provecho, en este caso a la elíptica.

Una de las primeras recomendaciones que hay que tomar en cuenta a la hora de iniciar un entrenamiento con elíptica, para evitar lesiones, es saber si la persona que asume el reto está en condiciones para ello. Cualquier lesión no tratada o no sanada, puede ser contraproducente al iniciar cualquier rutina física. En el caso de la elíptica, una de las zonas que más afecta, si no se hace una buena ejecución, es la zona lumbar. Seguida de la espalda están las articulaciones.

Indudablemente, otro de los factores a tomar en cuenta es entrenar con una buena elíptica, que sea regulable en zancada y en inclinación; parece dos puntos obvios, sin embargo, muchas personas no toman en cuenta este factor que es crucial para una ejecución del ejercicio eficiente. Una mala ejecución causada por una elíptica que no esté en óptimas condiciones, puede generar lesiones discales y rotación en los discos muy severos.

La progresividad es el secreto de una buena ejecución en elíptica

Los expertos en fisioterapia y entrenadores de gimnasios recomiendan para cualquier tipo de ejercicio, la ejecución de estos de manera progresiva y cuidando cada paso del ejercicio, para que se realice de manera correcta. Correr antes de andar, solo te hará producir lesiones en cada sesión. La progresión debe ir monitoreada tanto en el tiempo como en la velocidad, con el fin de entender el ejercicio y sin necesidad de llegar al dolor.

Pero junto a estos dos factores, hay uno que salta para advertirte que esto es lo que hará lograr los resultados que quieres en tu cuerpo y bienestar: la constancia, es uno de los factores más importantes pues esto hará que tu cuerpo reaccione más rápido a los objetivos que buscas con ello. Esta es una palabra clave para cualquier proyecto, incluso para lograr el nivel máximo de un buen estado de salud. 

Trucos para una buena rutina en la elíptica

Si apenas empiezas con la elíptica, los expertos recomiendan comenzar las sesiones realizando la parte central de la elíptica. A medida que aumente el nivel de entrenamiento puede ir agarrándose a los brazos. Mientras se ejecuta, es necesario cuidar la postura y posiciones. No flexionar demasiado el tronco ni extenderlo demasiado. La elíptica es una excelente maquina complementaria de todo un sistema de ejercicios, en el que no debe ser el único si se quiere lograr cambios radicales en la salud, y en la apariencia. La elíptica es recomendada hasta 15 minutos diarios y para calentar, nunca para rebajar o quemar grasa, para eso existen